13 de Diciembre del 2018
LICEO POLIVALENTE SARA BRAUN OFRECERÁ PROGRAMA DE REGULACIÓN DE ESTUDIOS PARA MIGRANTES
OCTUBRE
19
La medida fue anunciada en un desayuno ofrecido a las organizaciones de comunidades extranjeras residentes en Punta Arenas.
El 15 de octubre, el Liceo Polivalente Sara Braun ofreció un desayuno para organizaciones de extranjeros residentes en Punta Arenas, con la finalidad de dar a conocer el Programa de Regulación de Estudios de Enseñanza Media que impartirá el año 2016. En la actividad participaron estudiantes de distintas nacionalidades que actualmente alberga la comunidad educativa, junto a representantes del Centro de Integración del Inmigrante en la Patagonia, CIDIP y de la Organización de Colombianos Unidos de la Patagonia.

Marlene Soto, directora suplente del Liceo Polivalente Sara Braun explicó que dicho programa ofrecerá el plus de especializarse en Atención de Enfermería para el Adulto Mayor, lo que según explicó, fue el factor que despertó mayor interés de las comunidades extranjeras. Las y los interesados pueden acudir al establecimiento para efectuar consultas, en tanto que la matrícula se realizará el 14 de diciembre.

Asimismo indicó que actualmente el liceo cuenta con 10 estudiantes extranjeros provenientes de España, Uruguay, Colombia y República Dominicana, lo que calificó como muy positivo. “Ha sido una experiencia totalmente enriquecedora, porque ellos tienen mucho que aportar, lo que nos invita a abrir los espacios para que se sientan acogidos y no extranjeros, sino integrados a nuestra comunidad educativa”, expresó.

En este sentido, el estudiante colombiano, Denisse Castro, de 16 años que cursa estudios en el 2do B señaló: “Me siento muy cómodo y agradecido por todo lo que me han enseñado y por lo que me van a enseñar”, explicando que su proyecto futuro es terminar estudios y regresar a su país a realizar un aporte en el campo de la Informática. Para Marta Asprilla, mamá de Denisse, la experiencia de integración al Liceo Sara Braun ha sido fructífera, aunque fuera de este ámbito, señala que han vivido situaciones desagradables. La forma de salir adelante, según explica, es avanzar sin amargarse, recordando el motivo que la trajo hasta Punta Arenas, que se resume en el anhelo de trabajar para lograr las cosas que no pudo alcanzar en su país.

Por su parte, Carla Nazareno, estudiante ecuatoriana de 18 años que cursa estudios en 4to medio expresó: “Me han tratado bien y he tenido muy buena convivencia. Desde que llegué me sentí integrada porque nunca hubo racismo”. Su propósito es terminar los estudios de enseñanza media y acceder a la universidad.

Angélica Flores es presidenta de la organización Colombianos Unidos en la Patagonia y es madre de una estudiante que cursa octavo básico en la Escuela Pedro Sarmiento de Gamboa. En Punta Arenas reside hace 5 años y dice sentirse muy acogida por la comunidad magallánica. La iniciativa de venir a la ciudad surgió en la búsqueda de estabilidad laboral que no encontraba en su país. Con alegría ella confiesa: “El frío no hace un impedimento porque una viene con entusiasmo, una se acopla y se adapta al sistema de las personas, la cultura y el clima”. Al ser consultada por su valoración en torno al Programa de Regulación de Estudios comentó que es algo muy necesario para la comunidad de extranjeros, lo que será bienvenido.

Cristina Castro es uruguaya y mamá del estudiante Johnatan Burgos. Vive en Punta Arenas desde hace cinco años y describe su experiencia de integración como algo sumamente provechoso, ya que en la ciudad ha tenido la oportunidad de compartir y aprender. “Lo que más me ha gustado de Chile es la tradición, la parte folklórica y cómo se comparte”, indicó. Además comentó que en la ciudad ha tenido excelentes oportunidades laborales en el oficio que practica como modista y en las manualidades.

Compartir