11 de Diciembre del 2018
CESFAM DAMIANOVIC OBTIENE NOTA MÁXIMA EN EVALUACIÓN DE BUENAS PRÁCTICAS
MAYO
25
Ante el Ministerio de Salud
El equipo de profesionales del Servicio de Orientación Médico Estadístico (SOME) del Centro de Salud Familiar Dr. Juan Damianovic dependiente de la Corporación Municipal de Punta Arenas, obtuvo máxima calificación en estrategias de buenas prácticas, según la evaluación que efectuó recientemente el Ministerio de Salud. En la instancia final, los CESFAM 18 de septiembre y Damianovic, estuvieron en carrera, alzándose con la máxima distinción el equipo mencionado.

Así lo confirmó la Directora del CESFAM Dr. Juan Damianovic, Ximena Paredes, quien se mostró orgullosa de dirigir el equipo que resultó acreedor del reconocimiento sobre buenas prácticas y que apuntó a tres objetivos importantísimos optimizar el recurso de las horas médicas de morbilidad a través de la conversión de cupos de usuarios inasistentes, mejorar la satisfacción y disminuir los tiempos de espera de los percapitados.

Por resultar acreedores del máximo puntaje, el CESFAM recibe 28 millones de pesos, de los cuales el 40 por ciento se destina a un bono de los funcionarios y el resto al plan de mejoramiento para seguir fortaleciendo las buenas prácticas en ese centro de salud primaria que atiende a casi 20 mil vecinos de Punta Arenas. El proceso de acreditación de esta estrategia fundamentada en la accesibilidad y la cobertura de salud estuvo liderada por la jefa de SOME, enfermera Manuela Henríquez.

La certificación de buenas prácticas se obtiene tras el monitoreo constante de resultados durante un año, y resulta una herramienta de gestión que permite la optimización del recurso humano médico en la recuperación de cupos perdidos por inasistencia de los usuarios citados. “El monitoreo de tres años nos indica que existe un 90 de conversión de horas perdidas. De acuerdo a la última encuesta de satisfacción usuaria el 90 de las personas encuestadas se sintió satisfecho con la atención realizada en el CESFAM, donde el SOME presenta 0,5 puntos de aumento en relación al año anterior”, señaló Paredes.

La falta de horas médicas es una problemática presente, no ajena a la realidad de la salud primaria. Esta brecha entre oferta y demanda genera insatisfacción en los usuarios, que sumado a la pérdida de horas por concepto de inasistencia sustentan la problemática a la cual se orienta esta buena práctica. “Se considera una buena práctica en Atención Primaria de Salud, porque es una intervención que ya cuenta con resultados valiosos tanto para nuestros vecinas y vecinos como para el CESFAM, estrategia que se ha sostenido en el tiempo al encontrarse implementada desde mayo 2012”, finalizó.
Compartir