14 de Diciembre del 2018
DIRECTORA DEL JARDÍN PIECECITOS DE NIÑO AGRADECIÓ LA EXPERIENCIA DE PASANTÍA REALIZADA EN CUBA
NOVIEMBRE
17
Se trata de Pamela Paredes Saldivia quien accedió al Programa “La primera infancia y su diversidad. Un reto para la inclusión”, efectuado recientemente en La Habana.
“Mi pasantía en Cuba fue una experiencia maravillosa, donde se conjugan el aprendizaje, la amistad y el respeto por la diversidad. La Habana tiene identidad y espíritu propio, es una ciudad repleta de vida donde la alegría y el entusiasmo son su sello más atractivo. Allí tuve la oportunidad de aprender y conocer un sistema educativo distinto al nuestro, ampliar mi campo de visión e interactuar con distintos profesionales que se desempeñan en la primera infancia tanto de Cuba como de otras ciudades de Chile, lo que me brindó la oportunidad de intercambiar culturas, experiencias de vida y metodologías de trabajo” expresó Pamela Paredes, directora del Jardín Infantil Piececitos de Niño, al ser consultada por su experiencia de pasantía que realizó en Cuba, entre el 06 y 10 de octubre.

Asimismo, la educadora de párvulos comentó que como pasante pudo visitar círculos infantiles, escuelas especiales y acudir al programa Educa a tu hijo. Todas modalidades educativas que brindan especial importancia a la primera infancia, donde se sientan las bases de una educación cuyo eje fundamental es la inclusión.

El Programa de Pasantía “La primera infancia y su diversidad. Un reto para la inclusión” estaba dirigido a fundamentar la significación de la primera infancia como etapa en sí misma y su influencia en el posterior desarrollo infantil, el papel de la estimulación en la atención educativa a la diversidad, la necesidad de ajustes curriculares que contribuyan a la continuidad del desarrollo infantil en el interior de la Educación Preescolar y la articulación y tránsito hacia la Educación Especial y Primaria de manera que además favorezca a la inclusión de niñas y niños que presentan variabilidad en el desarrollo infantil, con énfasis en el espectro autista. Para ello consideró actividades académicas de alto rigor científico, que se complementaban con la observación, análisis y valoración de diferentes actividades educativas en ámbitos institucionales y no institucionales de la Educación Preescolar y Especial.

Pamela Paredes Saldivia agradeció “a todas las entidades que hacen posible esta oportunidad de apoyo y crecimiento personal, como una instancia de aprendizaje in situ donde se adquieren aprendizajes altamente significativos tanto para mi quehacer profesional como personal”, indicó.


Compartir